Entradas

Mostrando entradas de febrero, 2017

Vengo bajando del monte

Imagen
Soy el agua, soy la Tierra, el aliento que respiras; la sustancia que se extiende de tu ser, al horizonte.
Desde el inicio del mundo he gestado tus semillas: yo soy la Vida, y vengo bajando del monte.
En mis carnes te saciaste, me dominó tu amargura, me amordazaste entre culpas de tu inconsciencia de hombre.
Desde el vientre bondadoso del Pasado y la Memoria yo soy la Historia, y vengo bajando del monte.
(Vengo de tiempos lejanos, sangre que te da la mano, no soy más que una esperanza en el camino de tu alma).
Con mi manto de cariño vengo a lavarte la sombra si matar, me nombras como causa en tu delirio.
Deja el sufrimiento y vuelve a mi regazo veraz: yo soy la Paz, y vengo bajando del monte.
(De tu mano he nacido hembra, Dios hermano, quítame las penas).


Texto de apertura de mi próximo recital "Palabras de Mujer", que puedes ver aquí:  https://www.facebook.com/marisacortescantante/?ref=aymt_homepage_panel

Tratado de horas nuevas

Imagen
(Cantado) 
Hay una casita de arena que el viento se la lleva, que el viento la lleva.
Hay una palomita de oro hundiéndose en el lodo, hundiéndose en el lodo.
Hay, una mujer prematura vertiendo su hermosura en un mar de ignorancia.
Hay una luna que se apaga, la luna se le apaga, la luna se apaga
Recitado: Cuando dormidos tus ojos te arrastre la vida entre fangales, y no puedas ni gritar los hondos pesares que te opacan,
y huérfano de ángeles guardianes de espaldas y de frentes, caigas al barro del diario de angustias, con las manos atadas;
habrás de aceptar -si puedes- esa luz que desde siempre estaba en la mano del amigo cuyo abrazo, vence la desgracia.
(Cantado) Hay una mujer, que prematura despliega su hermosura, despliega su hermosura.
Hay una casa que se queda, la palomita vuela, la luna se despierta.
Hay un laberinto de flores que estampa en sus olores la fe y la esperanza.
Hay, un tratado de horas nuevas, que se abre en horas nuevas, y vienen horas nuevas.
Hay, un tratado de horas nuevas, que se abre en horas nuev…

Venus

Imagen
Entre el amor y el temor hay tus labios, suaves y carnosos como fruta madura. Hay tardes de café con besos, teoremas inesperados ylluvia.

Del temor al amor hay un camino guardado por la venus del aura incandescente: musa y reina, del círculo de sonidos que agita mi deseo
y me detiene.

A la vera de la noche

Imagen
A la vera de la noche desdobla mi desvelo su manto de amor, para que sueñen bonito tus ojitos.
Niña de mis ojos, niña celeste, mi niña, luz inmaculada de la casa que de penas descansa, por ahorita.
Tu risa es la campanada que mi universo estremece. Manifiestan tus cabellos su lumbre dorada, todas las constelaciones, de la vida y la muerte.

Duerme, primorosa oruga, mariposita, que mientras tus pies te lleven por este mundo no tan limpio ni celeste, te peinaré las alas, te peinaré las alitas, con el sol, con la mañana, te peinaré con amor,
Para que vueles.