Cuando todo haya pasado



Cuando todo haya pasado
vendrá lo que queda de rocío
a humedecer lo que quede de penumbra.
Bajarán ágiles los ríos
como furiosas serpientes
entre laderas lúgubres y soñolientas,
llenando de vida hasta lo íntimo,
todas esas grietas resecas y cansadas.

Cuando todo haya pasado
habrá todavía más mañana
entre tus dedos inocentes,
y más agolparse la sangre,
y más calles, en cada una de tus esquinas.
Podrás elegir caminos los que gustes,
manjares sublimes y mundanos,
y serás vasija interminable
de generosas vertientes.

Cuando todo haya pasado, podrás decir
"Yo Soy" y "Ahora pacifico",
y no habrá más el torpe balbucear
tartamudo de la sombra.
Porque serás la aurora de la aurora,
el sonar del monte,
la risa transparente del aire
en que viaja sin esfuerzo la paloma.
Serás el rosa o el naranja de la tarde
cuando la tarde, es en Huaco
y la humilde majestad de tu presencia,
nos entibiará. 




Autor: Marisa Cortés

Comentarios

Entradas populares

Declaración de amor

Hormiga

El susurro del ángel

Las hojas

Cuando moleste tu luz

La entrega

Poema XXXIX